miércoles, 4 de marzo de 2015

Sudtirol - Las huellas de la Gran Guerra

Esquiando en valles ladinos

Abandonamos el Venetto despues de 6 días de deslizarnos por las pistas de las estaciones de esa zona, y ya entrenados, nos vamos hacia el norte. Nuestro campo base está situado en la Val-Wengen, al sur de Brixen y bajo la montaña llamada Heilig Kreuz. Al otro lado del paso San Antonio, el cual divisamos desde la ventana de nuestra habitación, se encuentra el refugio Fannes, en un altiplano idílico rodeado de montañas. 
En el año 2009, el parque  Fanes-Senes-Praga, fué declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Abarca una superficie de 25.680 hectáreas e incluye los pueblos: Abadía, Praga, Toblach, Wengen, San Vigilio y Olang. Este lugar, donde aún perduran las leyendas y cuentos de enanos, princesas, marmotas y magos, nos muestra en verano verdes praderas, salpicadas de lagos, senderos, flores y animales. Sin embargo,en invierno, bajo el manto blanco y el frío del mes de febrero, todo se nos presenta solitario y grandioso. Nos basta una visita para apreciar las posibilidades de ascensiones en esta zona. Otras montañas cercanas, nos cuentan historias sangrientas entre austriacos e italianos. La Gran Guerra ha dejado una huella imborrable en las crestas y cimas junto al  monte Stief, y concretamente en el  col de Lana, donde en el año 1916, tuvo lugar un terrible suceso. Y allí quedan las alambradas y las trincheras recordándonos lo que sucedió hace ya un siglo.


A  pesar de la gran nevada en el Veneto, en esta zona ha caído poco. La diferencia entre la zona sur y norte de la Marmolada es total.



Las antiguas leyendas de reinos, princesas, marmotas y enanos en el cartel indicador del refugio Fannes.

El viento sopla con fuerza y mueve la nieve de un lado a otro, pero, sabemos que mañana regresa el tiempo seco y frío.

El altiplano de Fannes.

Al fondo el monte Castello. Detrás las Tofanas







Saas Putia en el centro.


Heilig Kreuz, encima de la Val -Wengen


Llegando a la cima del monte Stief.

Placa en la cima, recuerda la posición austríaca.

Huellas de la Gran Guerra. 


Refugio Fannes. Que acogedores son estos comedores.

Vamos hacia el Val de Mezdi. Collado del Pordoi



Nos perdemos en las inmensidades de estos valles suspendidos cobre estrechos canales de nieve.

Val de Mezdi





Nuestro último día. 6 días fantásticos en estos valles de ensueño.

Y......lo celebramos tomando un bombardino